Bienvenido

5 ene. 2009

Goza la muerte su paso

Una figura de espanto
se refleja en el espejo.
Está cubierta de barro
de sobredosis de miedo.

Tiene los ojos vacíos
y la boca con tristeza
y son blancos sus cabellos
y está vacío su pecho.

No puede mirar la vida
como un pájaro desvelo
sólo empuja sus cadenas
con los grilletes del tiempo.

Goza la muerte su paso
despeinada y herrumbrienta
los chirridos
de sus goznes
se escuchan en los desiertos.

vive la espera del llanto
la queja del sufrimiento
y puede comer abismos
cuando la persigue el viento.

Ya se despierta la noche
la luz se acerca en silencio
y la figura de espanto
se retira del espejo

Nada se ve en la mañana
que denote su presencia
los despojos de la vida
disimulan su existencia.